sábado, diciembre 01, 2007

¡TODO UN TEATRO!

a NY, amiga hermosa y colega en GRITAR POR LA CAUSAS DE ABAJO.




Tantos años de ser testigo mudo de esa obra de teatro montado en un escenario de millones de pesos.

Una puesta en escena con la mejor publicidad, creada por los mejores equipos creativos del país; con comunicadores y artistas de buena talla nacional, no de gran renombre internacional, pero al menos buenos y preparados, por cierto, en los centros de capacitación actoral de esa misma empresa; actores muy hábiles en el manejo del llanto (tanto que casi se los creo) y en su supuesto interés por los niños discapacitados. Verlos casi me convence de un corazón tan sacrificado como el de Teresa de Calcuta; casi me convencen. El espectáculo es glorioso. Hasta el Presidente y los mismos Gobernadores y Legisladores acuden al evento, y son parte de esa pasarela de sonrisas y aportaciones ante las cámaras y demás medios, medios que ponen también su firma para dejar el recordatorio de haber coproducido un teatro de tal magnitud y sentirse al menos una vez de la talla de esa gran casa.

El espectáculo sigue. Sonrisas. Actuación. Vino y artistas detrás del escenario. Encima de él se pintan todas las emociones: música, lágrimas, lástima, amor, folclor, reflexiones, solidaridad, lucha, conflictos, y aplausos.

Mi felicitación para quienes actúan estupendamente en esa telenovela vista por una audiencia que no duerme, pendiente del final feliz que siempre llega, aunque a veces, y por decisiones del director, se le añada el elemento de suspenso, hasta que, como en cualquier otra novela, el final feliz se asoma.

Llega el domingo: día tradicional para la última función, y después se cierra el telón. La patria entonces prorrumpe en gritos: ¡cumplimos la meta!

Las cámaras, instaladas con perspectivas concebidas por quienes manipulan la percepción desde el manejo del lente y las palabras, cumplen su función: nos muestran el fervor que nos convence que es tiempo de fiesta nacional. Las luces brillan parpadeantes, como en cualquier buen espectáculo, y como en cualquier buen espectáculo, los aplausos al final son naturales. Las imágenes tomadas desde cielo y tierra nos convencen de la magnitud del evento… o al menos eso intentan.

Se cerró el telón. Parece que todo terminó, pero para los empresarios que patrocinaron el evento, apenas comienza lo interesante: ¿Cuánto habremos ganado?

Entre sonrisas saben que fue buena ganancia. Primero todo lo que se ahorraron en pago de impuestos. ¡Sale más lucrativo dar limosnas que pagarle al fisco! Sin contar con toda esa publicidad gratuita que el evento les regaló.

Tantos años de ser testigo mudo de ese teatro montado. Niños que solo interesan un par de días al año. Niños que se utilizan de pretexto para recaudación de millones, libres de impuestos, que pagarán construcciones suntuosas, por quienes desde su megalomanía no entienden que el lujo en los edificios está de más para quien pretende solo rehabilitarse.

Pero aquellos, allá arriba, no querrán escuchar, pues parte del dinero ya estaba planeado a compañías constructoras de sus amigos arquitectos.

El dinero entonces se reparte. Todos quieren su parte… después de todo, todo salió como se planeó.

Tantos años mudo… hoy mi voz sale convencida: teatro, todo es un maldito teatro.

Saquemos la cartera… la función está por comenzar.

7 comentarios:

Paz dijo...

Necesito tu voz en mi blog

Paz/

ß®ì$$ä dijo...

gracias pr visitar mi blog, te estaré leyendo. No es suficiente quejarse, hay que hacer algo... ¿te unes?

brissa

Conciencia Personal dijo...

Ando dispersa, después vendré a comentar...

p.d. por cierto, te enviaré un regalo, pon tu dirección en mi correo...

ANNA dijo...

Parece que últimamente nos ha inspirado el teatro aunque de distinta manera... pero anbos gritamos en silencio ante todo aquello que no es justo... da vergüenza tanta manipulación, siempre el dinero... un gran saludo amigo.

Ny dijo...

Muchas gracias amigo... solo uniendo todos los gritos, alzando la voz y manifestandonos por todos los medios posibles podremos formar una cultura de concientización y hacer que cada uno se preocupe por pensar ¿cual es el fonde de las causas que realmente apoyamos? ya basta de que la mercadotecnia de los medios nos arrastre!!

muxica dijo...

Holaaaaaaaaaa!!!!!! Voy a contarte. Esta misma mañana estuve mirando en otros blogs si te encontraba, y nada, ahora al ver mi blogs me maravillo al ver tu comentario. Me pasó mas veces, creo que soy algo bruja ( Bruxa en mi idioma gallego) Seria telepatía jajajjaja, no creo en casi nada, pero… hoy casi, me creo con poderes.
Mil abrazos amigo, ya no te pierdo.

EL SENSEI dijo...

PAZ: tienes mi voz, mi solidaridad, mi amistad y mi respeto. Un beso.

BRISSA: estoy ansioso de conocer tu propuesta. No soy de los que solo hablan. Mi vida, aunque arrebatada y extrema, siempre ha ido de la mano con lo que creo. Estare esperandote: gritos.silencio@gmail.com

MONIQUE: Dispersa? distraida? pensando en mil cosas y haciendo otras mil? ¡¡PERO NO PUEDO CREERLO DE TI!! jaja TE QUIERO. TE ESPERO CUANDO LO DESEES.

ANNA: (siempre me gusto ese nombre) ¡maldito enamoramiento de lo material que hace sacrificar lo que de verdad vale! Gracias por pasar. Me asomaré alla

NY: ¡gracias a ti! sabes q te quiero y admiro... y ni hablar de esos ojazos ;) UN GRAN BESO SOLIDARIO CON TU GRITAR Y TUS LETRAS.

MUXICA: (¿bruxica?) NOOOO! es el poder de una amistad que atraviesa todo el charco! q no? UN BESO ENORME! UN BRINDIS POR LEERNOS DE NUEVO!